Análisis del Razer Firefly, la primera alfombrilla retroiluminada

Por Lucía Díaz el Mar 21 Feb 2017


Analizamos a fondo la Razer Firefly, una alfombrilla con retroiluminación RGB que quiere cautivarnos con su iluminación y comodidad ¿Lo conseguirá?

Twitter
Google +
Facebook

Análisis del Razer Firefly, la primera alfombrilla retroiluminada

Razer Diamondback junto a la alfombrilla Firefly de Razer

Hace poco ha llegado a nuestras manos Razer Firefly, una alfombrilla con retroiluminación RGB que quiere cautivarnos con su iluminación y comodidad ¿Lo conseguirá?

Se trata de un complemento nada convencional que te permite disfrutar de una precisión máxima de tu ratón, en un soporte de calidad impecable y, además, ambientándolo todo con la típica iluminación Chroma de los productos Razer.

Diseño y embalaje

Nos encontramos ante una alfombrilla de ratón diferente, pues esta no está fabricada en goma y tela u otros materiales con los que acostumbramos a encontrar este tipo de complemento.

La Razer Fifefly cuenta con un acabado superior microtexturizado que aúna precisión y velocidad. Su superficie, aunque en un principio no da muy buena espina, transfiere absolutamente todos los movimientos del ratón al propio cursor. Sinceramente, esto es lo que más miedo nos dio al sacarla y tocarla pero, tras someterla a exhaustivas batallas, Firefly se ha ganado el aprobado, y con nota -al menos en este aspecto-.

Razer Fifefly

Es de color negro, con el logo de la marca en su esquina superior derecha, de buen tamaño (35.5 x 25.5 x 0.4 cm) y bastante ligera -no para ser una alfombrilla sino un periférico-, con un peso de 380 g.

Si le damos la vuelta nos encontramos con una base de caucho antideslizante punteada de una calidad difícilmente mejorable. También aquí se encuentra la no tan delgada línea de iluminación LED, lo que todos deseamos ver.

Para disfrutar de su efecto, un cable de 2.1 m de longitud aparece de su canto superior, en la parte central, que debe conectarse mediante USB.

En cuanto a su embalaje, es sencillo y funcional. No se trata de una caja elegante y sobria como en otras ocasiones hemos podido ver, si bien, es muy sencilla. Sistema de maletín para abrirse y hueco muy bien definido que enmarca el producto.

Lo típico: foto del Firefly en el frente, características al dorso, mini manual...

Iluminación

Contamos, como es costumbre, con una muy buena personalización de la iluminación gracias al software Synapse.

Desde él podemos acceder a todas sus funcionalidades. Por ejemplo, nada más empezar nos permite crear un perfil para guardar la configuración o, directamente, elegir un perfil previamente guardado.

En cuanto a los efectos, encontramos el ya conocido respirando, que nos permite elegir uno o dos colores para que se enciendan y apaguen suavemente. También podemos elegir la opción de color aleatorio y graduar la cantidad de brillo de estos.

El ciclo spectrum alterna los colores "básicos", degradándolos para que se integren unos en otros. También puedes elegir la cantidad de brillo deseada.

El estático simplemente mantiene la iluminación en el color y brillo que elijas.

Razer Fifefly: Alfombrilla retroiluminada

El último de los modos o efectos es nuestro favorito, el carrera. Los colores básicos "corren" por la superficie iluminada y puedes incluso elegir la dirección que deben seguir. Personalmente, esta opción queda genial con un brillo bajo.

El resultado es realmente cautivador. Una línea gruesa se ilumina ocupando todo el borde del periférico. Según el efecto es realmente bonito y, sobre todo, original.

Finalmente, tenemos la opción de apagar el periférico si la pantalla del equipo también lo hace, ahorrando, de esta manera, energía o, directamente, mantener la iluminación apagada mientras usamos el ordenador, pero... ¿quién va a elegir esta opción comprando esta alfombrilla?

Conectividad

Para que esto sea posible, Razer Firefly debe conectarse a nuestro equipo y lo hace mediante un USB con baño de oro llevado por cable de fibra microtrenzada de 2.1 m.

Precio y disponibilidad de Razer Firefly

Si quieres vivir una experiencia de juego perfecta con la alfombrilla retroiluminada Firefly, puedes comprarla en Amazon por un precio que ronda los 75€ o en PCcomponentes por el mismo precio.

Comprar: Razer Firefly en Amazon

Comprar: Razer Firefly en PCcomponentes

Conclusión

La alfombrilla retroiluminada Firefly sinceramente es una pasada. Suave contorno con iluminación LED y materiales hecho para dudar años y años, más que ninguna otra.

Obviamente, tiene un precio que no hace honor a su funcionalidad, que no es otra más que permitir el deslizamiento del ratón. Sin embargo, si te sobra el dinero y quieres contar con un complemento gaming especial, sin duda Firefly es una opción indispensable que te va a cautivar.

En El Sabio nos gusta

  • Es una pasada, una golosina que todos querríamos tener.
  • Se trata de una absoluta novedad que, además, acierta con un buen diseño.
  • Tiene un muy buen tamaño. A algunos esto realmente les puede resultar un aspecto negativo, pero en nuestro caso no lo es.
  • Complemento definitivo para quienes disfrutan de las mejores experiencias con dispositivos chroma.

En El Sabio no nos gusta

  • Su precio la hace, para nuestra opinión, incomprable.
  • Realmente no tiene ninguna utilidad que la haga ser tan valiosa; desde el punto de vista funcional no merece la pena.

¿Qué pensáis de una alfombrilla gaming con retroiluminación?, ¿creéis que quedaría bien en vuestro pequeño templo del videojuego